¿Qué significa 3G y 4G? Definición y diferencias

Actualizado el septiembre 15 2015 | Tiempo de lectura: 6 min

¿Qué significa 3G y 4G? Definición y diferencias

Las redes de telefonía móvil han ido evolucionando a lo largo de los años, pasando de una generación a otra, y nos han ofrecido desde las llamadas de voz para las que fueron creadas, hasta, en fechas recientes, también, la navegación por Internet a una alta velocidad. Dentro de este ámbito, las redes que, hoy por hoy, están más extendidas son las de tercera y cuarta generación, que en las descripciones de los smartphones más actuales podemos a menudo encontrar bajo las siglas 3G y 4G. Pero, ¿cuál es el significado de estos conceptos tan presentes en nuestro día a día, y en qué se diferencian? Vayamos paso a paso.

¿Qué es el 3G?

El 3G, o tercera generación, es una tecnología móvil que permite la transmisión de datos, voz y vídeo a una alta velocidad y sin cables. Por tanto, el usuario podrá hacer llamadas y videollamadas, navegar por Internet, descargar programas, intercambiar correos electrónicos y hacer uso de la mensajería instantánea desde su teléfono móvil a una velocidad mínima de 200 Kbit/s y máxima de 384.

A pesar de ser una tecnología orientada a la telefonía móvil, en los últimos años ha surgido la posibilidad de que también otros dispositivos puedan disfrutar de esta conexión a Internet gracias a un módem USB externo. Asimismo, algunos netbooks y tablets integran ese módem en su interior. La única condición para hacer uso del 3G en estos equipos es disponer de una tarjeta SIM, aunque el número asociado a ella se encuentre bloqueado.

Con la llegada del 3G, la comunicación a través de la telefonía móvil dio un salto cualitativo. Y es que, desde la transmisión de voz y mensajes de texto (SMS) propia de la generación anterior, se pasó a gozar de la posibilidad de navegar por la red de redes también en nuestros teléfonos y hacerlo a una velocidad muy alta. Con ello, además, también llegó la oportunidad de realizar videollamadas.

Por último, no fue sólo el aumento de velocidad la única ventaja que aportó el desembarco de la tercera generación, ya que el grado de seguridad en las comunicaciones también se vio incrementado. ¿Por qué? Porque las redes 3G utilizan el cifrado por bloques KASUMI y, de este modo, permiten a la UE autentificar la red a la que el usuario se está conectando, para corroborar que no se trata de una imitación hackeada.

¿Qué es el 4G?

El 4G se define como la cuarta generación de tecnologías de telefonía móvil, pero se diferencia de la anterior en que sus tasas de transferencia de voz y datos son mucho más rápidas. Para que una tecnología sea considerada 4G, debe tener una velocidad máxima de transmisión de 100 Mbit/s en movimiento y de 1 Gbit/s en reposo. Hoy la encontramos en smartphones, módems USB y otros equipos móviles.

Esta red se basa, íntegramente, en el protocolo de Internet (IP), y es un sistema y red que se obtiene gracias a la convergencia entre las redes por cable y las inalámbricas. Esta tecnología, por consiguiente, es capaz de ofrecer todos los servicios con una incuestionable calidad en cualquier momento y lugar, y de proporcionar los mismos beneficios en el acceso a Internet (incluso superarlos) que una red de banda ancha fija. La telefonía IP, los servicios de juegos, la televisión móvil en alta definición o 3D y las videoconferencias son algunas de las aplicaciones disponibles en el 4G.

Por otro lado, para que una red sea considerada de cuarta generación, ha de cumplir una serie de requisitos, que son los siguientes:

  • Acceso a la banda ancha móvil y eficiencia de ese ancho de banda, ya que el objetivo principal de esta tecnología es el tráfico de datos.
  • Alta capacidad de red.
  • Conectividad mediante redes heterogéneas de distintos tamaños y funciones.
  • Alta calidad de servicio, con adecuado soporte para aplicaciones multimedia.

El 4G, por tanto, es perfecto para la navegación por Internet, ya que su velocidad de descarga es muy elevada y, por ejemplo, podemos bajar una aplicación en cuestión de segundos o jugar online sin retardos ni desfase alguno. De esta forma, la experiencia con nuestro smartphone resulta especialmente provechosa, porque disfrutamos de contenidos de mejor calidad y los obtenemos con gran rapidez.

Diferencias entre el 3G y el 4G

La diferencia fundamental entre el 3G y el 4G es la velocidad de navegación y de descarga de datos en Internet. En concreto, la cuarta generación es entre cinco y diez veces más rápida que la tercera y, asimismo, su tiempo de respuesta es entre tres y cuatro veces menor que en el 3G. Por ejemplo, bajar una película puede tardar hasta dos horas con la tercera generación, mientras que con 4G apenas alcanza los cinco minutos.

Además, la estabilidad de la red también es mayor en la cuarta generación, ya que resulta menos probable que te caigas de Internet con esta conexión, de lo que sucede con el 3G.

Por último, los protocolos de funcionamiento son otra de las diferencias entre ambas redes, pues el 4G tan sólo hace uso del protocolo IP, mientras que el 3G también se basa en el servicio universal de telecomunicaciones móviles.

300.000 personas son víctimas de piratas informáticos cada día

¿Estás portegido?

Mejores Antivirus 2018

Protege tu vida digital para poder disfrutar de ella

Mejores VPN 2018

Navega anónimamente y desbloquea contenidos

Mejores Hosting Barato 2018

Crea el sitio web perfecto fácil, seguro y rápido

300.000 personas son víctimas de piratas informáticos cada día

¿Has protegido tu vida digital?