Lenovo Yoga Tab 3Análisis, Características, Opiniones y Precios

  • Yoga Tab 3 foto 0
  • Yoga Tab 3 foto 1
  • Yoga Tab 3 foto 2
  • Yoga Tab 3 foto 3
  • Yoga Tab 3 foto 4
  • Yoga Tab 3 foto 5
  • Yoga Tab 3 foto 6
-00.10.20.30.40.50.60.70.80.911.11.21.31.41.51.61.71.81.922.12.22.32.42.52.62.72.82.93.03.13.23.33.43.53.63.73.83.94.04.14.24.34.44.54.64.74.84.95.0 5.15.25.35.45.55.65.75.85.96.16.16.26.36.46.56.66.76.86.977.17.27.37.47.57.67.77.87.988.18.28.38.48.58.68.78.88.99.09.19.29.39.49.59.69.79.89.910
Nuestra valoración
¿Cómo valoramos?
-00.10.20.30.40.50.60.70.80.911.11.21.31.41.51.61.71.81.922.12.22.32.42.52.62.72.82.93.03.13.23.33.43.53.63.73.83.94.04.14.24.34.44.54.64.74.84.95.0 5.15.25.35.45.55.65.75.85.96.16.16.26.36.46.56.66.76.86.977.17.27.37.47.57.67.77.87.988.18.28.38.48.58.68.78.88.99.09.19.29.39.49.59.69.79.89.910
Opiniones usuarios
Valóralo tú
-00.10.20.30.40.50.60.70.80.911.11.21.31.41.51.61.71.81.922.12.22.32.42.52.62.72.82.93.03.13.23.33.43.53.63.73.83.94.04.14.24.34.44.54.64.74.84.95.0 5.15.25.35.45.55.65.75.85.96.16.16.26.36.46.56.66.76.86.977.17.27.37.47.57.67.77.87.988.18.28.38.48.58.68.78.88.99.09.19.29.39.49.59.69.79.89.910
Otros análisis
6 opiniones

Nuestra valoración

7.5

Opiniones usuarios

?

Otros análisis

7.4
  • Resumen
  • opiniones
  • Expertos
  • Specs
  • Creada por Sandra Fernández Moreno / Actualizado el 11 de enero de 2016

    Lo mejor: Excelente autonomía. Fabulosa calidad de sonido estéreo y magnífica potencia de los altavoces. Diseño original, atractivo y funcional. Cámara rotatoria de 180 grados que toma fotografías muy dignas. Sistema operativo nada cargado por aplicaciones preinstaladas o capas de personalización. Ranura microSD (hasta 128 GB adicionales).

    Lo peor: Resolución de pantalla pobre. Nivel de brillo de pantalla no muy elevado. Enfoque automático de la cámara lento. No tiene flash. Ausencia de la conexión NFC. La tablet tarda en responder para las aplicaciones y los juegos más exigentes.

    Conclusión: La Lenovo Yoga Tab 3 es, sin duda alguna, una de las tablets más originales de la actualidad y, además, dispone de una autonomía asombrosa y de la mejor calidad de sonido que se puede disfrutar en todas las tabletas del mercado.

  • 8.9
    8.9
    Andro4All 13 de octubre de 2015

    En Andro4all destacan la originalidad en la construcción, el potente sonido de los altavoces frontales y el software nada adulterado por pesadas capas de personalización como los puntos positivos de la Lenovo Yoga Tab 3.

    7.0
    7.0
    PC Mag 29 de octubre de 2015

    “La Lenovo Yoga Tab 3 de ocho pulgadas es un dispositivo sólido con un diseño único que optimiza el consumo multimedia”.

    7.0
    7.0
    CNET 04 de noviembre de 2015

    “La Lenovo Yoga Tab 3 es la candidata perfecta si lo que buscas es una tablet simple y si tienes un presupuesto reducido”.

    7.0
    7.0
    Laptop Mag 11 de noviembre de 2015

    “La Lenovo Yoga Tab 3 de ocho pulgadas proporciona una fabulosa autonomía de 15 horas, aunque su procesador es mucho menos impresionante”.

    6.5
    6.5
    PhoneArena 13 de noviembre de 2015

    “La Lenovo Yoga Tab 3 está pensada para aquellos que no quieren una tablet de muy buenas especificaciones o que no pueden gastarse una fortuna y, en este sentido, este dispositivo es una gran opción de compra”.

    8.0
    8.0
    Expert Reviews 04 de diciembre de 2015

    “Con un diseño muy funcional, unos fabulosos altavoces y una decente calidad de pantalla, la Lenovo Yoga Tab 3 es una gran tablet asequible”.

  • Dimensiones 209,8 x 145,8 x 7 mm
    Peso 466 gramos
    Tamaño pantalla 8" | 10,1
    Resolución 1280 x 800
    Píxeles por pulgada 189 ppp
    Procesador Qualcomm Snapdragon 212, cuatro núcleos, 1,3 GHz
    Memoria RAM 1 GB
    Capacidad 16 GB
    Ranura microSD
    Cámara trasera 8 Mpx.
    Cámara frontal No
    Autonomía (uso intenso) 12h 22 min (uso intenso)
    Sistema operativo Android 5.1

Lenovo Yoga Tab 3Análisis en Profundidad

Las tablets de Lenovo siempre han despuntado por su originalidad y buena construcción, desmarcándose del resto y otorgando identidad a la compañía. La nueva Yoga Tab 3 no ha dejado atrás esta ventaja, aunque, comparada con sus predecesoras, es cierto que poca innovación ha introducido, por lo que si conoces los modelos anteriores, apenas te sorprenderá este dispositivo. En cualquier caso, es una tableta que, desde luego, destaca por su relación calidad-precio. A continuación, te contamos todos los detalles sobre ella en nuestro completo y exhaustivo análisis.

Nota: la Lenovo Yoga Tab 3 está disponible con una pantalla de ocho pulgadas y con otra de 10. La siguiente review se centra en la versión de ocho pulgadas.

Diseño

Las ocho pulgadas de la Lenovo Yoga Tab 3 quedan encerradas en un dispositivo cuyas dimensiones se cifran en 209,8 x 145,8 x 7 mm, números que indican que estamos ante un aparato nada pequeño para una diagonal de pantalla como ésta, sobre todo en lo que a ancho se refiere, pues otras, como la Acer Iconia Tab 8, no superan aquí los 130 mm. Su peso, además, ha incrementado de manera considerable si lo comparamos con su predecesora, la Lenovo Yoga Tablet 2, y ha pasado de los 419 gramos de ésta última a los 466 actuales. 

Su diseño es muy original y, de hecho, no existe otro igual en el mercado. Es cierto que mantiene la misma forma rectangular de líneas rectas y finos bordes que se observa en el resto de tablets, pero, de la misma manera que la Lenovo Yoga Tablet 2, en uno de sus laterales más largos incorpora un cilindro que, además de posibilitar la instalación de una batería de mayor tamaño, trae consigo otras funciones muy prácticas. En este sentido, tras él, existe un botón que, si es presionado, permite extraer un soporte que ofrece la oportunidad de emplear la tableta en distintas posiciones.

El mencionado cilindro, construido en el mismo material que la parte trasera, es decir, en un plástico con tacto rugoso y acabado mate, facilita el agarre de la tableta con una sola mano, como si de un libro se tratase. Asimismo, el soporte metálico ofrece la oportunidad de apoyar el aparato en modo apaisado y disfrutar cómodamente de tu película favorita o de inclinarlo para emplearlo como un teclado. En el centro de esta pata de cabra existe un agujero para colgar la Lenovo Yoga Tab 3 en la pared, una opción interesante, pues posibilita el visionado de contenidos mientras desarrollas otras tareas como, por ejemplo, cocinar. 

Los materiales con los que está fabricada (metal y plástico), por su parte, son muy resistentes y transmiten una sensación de robustez propia de productos más caros, como la Sony Xperia Z4 Tablet. Es decir, con un simple vistazo, nos creeríamos que nuestra protagonista vale más de lo que realmente marca, pues su precio ronda los 200 euros.

Para finalizar, decir que la parte frontal de la tableta es en negro, mientras que la zona trasera es de un gris oscuro y el soporte tiene un color plateado metálico. 

Pantalla y audio

La pantalla de la Lenovo Yoga Tab 3 tiene una diagonal de ocho pulgadas y cuenta con un panel IPS. La resolución, por su parte, ha sido una de las características sacrificadas para abaratar su precio y, de los 1920 x 1200 y los 283 ppp de la Yoga Tablet 2, ha pasado a 1280 x 800 con una densidad de 189 píxeles por pulgada. Si el modelo previo, como ya apuntamos, incorporaba una pantalla con una resolución propia de generaciones anteriores, en la actualidad, las cifras son todavía peores, circunstancia, para nosotros, negativa, ya que estos dispositivos están pensados, principalmente, para el consumo de contenidos multimedia. La nitidez de la superficie de nuestra protagonista, de hecho, no pasa de decente y, por ejemplo, los textos, en ocasiones, aparecen algo borrosos. 

El contraste es aceptable, aunque con negros poco profundos en las escenas más oscuras. La gama cromática, por su parte, es correcta, pero con colores, tal vez, exagerados y no del todo realistas. Asimismo, la marca china permite al usuario configurar la tablet de tal forma que, según la orientación del aparato, los colores se reproduzcan con mayor frialdad o con más calidez. 

El nivel de brillo máximo no es muy elevado y, a pesar de que la pantalla tenga buena visibilidad en interiores, no ocurre lo mismo en exteriores, donde pueden existir algunos problemas. Esta característica afecta a los ángulos de visión, definidos como aptos, pero no muy amplios, ya que la pantalla puede percibirse un tanto oscura si la miramos lateralmente.

Asimismo, en la superficie de la Lenovo Yoga Tab 3, las huellas de los dedos quedan muy marcadas, algo que no ocurría en la Lenovo Yoga Tablet 2 gracias al recubrimiento de protección contra la suciedad que tenía.

La calidad de la pantalla, es cierto, no es tan buena como la de la Google Nexus 7, entre otras, pero si hay algo en lo que la Lenovo Yoga Tab 3 no tiene competidor (y nos aventuramos a decir que, ni siquiera, lo tiene entre las tabletas de gama más alta, como la Samsung Galaxy Tab S2) es en el apartado sonoro. Nuestra protagonista dispone de dos altavoces frontales (uno a cada lado del cilindro) que emiten un sonido estéreo inmejorable. 

Esta excelencia en el audio es posible gracias a la tecnología Dolby Atmos con la que cuenta, que trata de imitar los sonidos en la vida real y llega, incluso, a jugar con el estéreo como lo hace un sistema de Home Cinema. La Lenovo Yoga Tab 3, por consiguiente, alcanza aquí la matrícula de honor, sobre todo si tenemos en cuenta que estamos ante una tablet y sin necesidad de hacer distinción por su reducido precio, pues ya hemos explicado que está por encima de los grandes aparatos de este tipo.

Cámara

La cámara es una de las características más interesantes de la Yoga Tab 3 y, por supuesto, también de las mejores. Y es que aquí Lenovo nos vuelve a sorprender desmarcándose del resto, pues su lente de ocho megapíxeles gira 180 grados y, por consiguiente, hace las veces de cámara principal, pero también de cámara frontal. Asimismo, cuenta con diferentes ángulos de rotación, por lo que el usuario puede ajustar la medida deseada para sus necesidades. 

Nunca nos cansaremos de repetir que la cámara de una tablet no es aquello en lo que más se esfuerzan los fabricantes. Sin embargo, en la Lenovo Yoga Tab 3, los resultados son muy dignos, superando aquí a algunas de sus principales competidoras, como la Samsung Galaxy Tab A o la Asus ZenPad. En buenas condiciones lumínicas, nuestra protagonista es capaz de tomar instantáneas nítidas, con buen nivel de exposición y aceptable reproducción de los colores (en ocasiones, con tendencia hacia tonos más fríos). Las imágenes capturadas en escenarios oscuros presentan menos nivel de detalle, colores más apagados y algo de ruido, es cierto, pero la tableta hace un buen trabajo en general, más si tenemos en cuenta que es un dispositivo de gama media-baja. La incorporación de flash, en ese sentido, podría llegar a mejorar los resultados.

La asignatura pendiente a la que se enfrenta la cámara de la Lenovo Yoga Tab 3 es la respuesta de su enfoque automático. Ésta, algunas veces, es lenta y, además, no es del todo precisa, por lo que las fotografías aparecen, sobre todo en situaciones poco iluminadas, algo desenfocadas. Esta característica nos parece todavía más alarmante si la comparamos con la de su predecesora, la Lenovo Yoga Tablet 2, en la que el enfoque automático funciona a la perfección. 

En cuanto a la grabación de vídeo, este dispositivo también ha dado un paso atrás respecto a la Yoga Tablet 2, pues ésta permite rodar contenido en 1080p (Full HD), mientras que nuestra protagonista tan sólo puede filmar en 720p (HD).

La Lenovo Yoga Tab 3 no dispone, como ya hemos avanzado, de una cámara frontal, pero la rotación de la lente posibilita que ésta se use como tal. Por consiguiente, nos encontramos con una “cámara delantera” de ocho megapíxeles, cuyos resultados son muy satisfactorios para el desarrollo de videoconferencias y la toma de selfies. Además, posee reconocimiento por gestos, es decir, que basta con abrir y cerrar el puño para capturar la fotografía.

Rendimiento, autonomía y software

La Lenovo Yoga Tab 3 incorpora lo último de Qualcomm para la gama baja, el procesador Snapdragon 212 de cuatro núcleos que funcionan a 1,3 GHz de velocidad y que, asimismo, se acompañan de la tarjeta gráfica Adreno 304 y 1 GB de memoria RAM. Estas especificaciones, inferiores a las de la Lenovo Yoga Tablet 2, son las que cabría esperar para un producto que ronda los 200 euros y, de hecho, en la práctica, los resultados son muy dignos para este nivel de precios.

En líneas generales, es decir, para las tareas más habituales, la tableta funciona muy bien, algo a lo que ayuda la baja resolución de pantalla y el software nada pesado que instala. Por tanto, ejecuta sin problemas las aplicaciones y se mueve con fluidez por la interfaz. Sin embargo, este dispositivo puede tardar en responder cuando el usuario trata de cambiar de un programa a otro a través de la multiventana, cuando existen muchas apps abiertas en segundo plano o cuando se ponen en marcha los juegos más exigentes.

A continuación, para los amantes de las estadísticas, dejamos un enlace a las pruebas de rendimiento de Futuremark, un apartado en que la Lenovo Yoga Tab 3 es superada por otras como la Google Nexus 7 o la Samsung Galaxy Tab A.

El sistema operativo que encontramos en esta tableta es Android 5.1, aunque la marca ha prometido la actualización futura a Android 6.0 (se desconoce, sin embargo, cuándo tendrá lugar). En este apartado, Lenovo acostumbra al desarrollo de pesadas y sobrecargadas capas de personalización, pero la Yoga Tab 3 es toda una sorpresa, pues ofrece una experiencia Android casi tan pura como la que proporciona la Google Nexus 7, al introducir posibilidades de configuración poco intrusivas, como los widgets o los temas. Las únicas aplicaciones propias de la compañía china que encontramos instaladas y que, además, son útiles son las siguientes:

  • SYNCit: facilita el desarrollo de las copias de seguridad de los contactos o los datos a una tarjeta microSD, o bien se encarga de restaurar los datos de una de estas tarjetas.
  • McAfee Security: funciona de antivirus. 

En cuanto a la batería, que se encuentra alojada en el cilindro, Lenovo ha realizado un trabajo extraordinario, pues ha instalado una de 6200 miliamperios que, según las pruebas de PhoneArena, proporciona una magnífica autonomía de 12 horas y 22 minutos de uso intenso continuado, es decir, sin dejar de utilizar la tablet. Si tenemos en cuenta que estos dispositivos se emplean para tareas puntuales y, a diferencia de los smartphones, no pasan con nosotros todo el día, la Lenovo Yoga Tab 3 puede estar un par de días sin pasar por el enchufe. Es cierto que las 11 horas de autonomía de la Yoga Tablet 2 ya nos sedujeron, pero aquí nuestra protagonista nos ha dejado sin palabras.

Otras características

La Lenovo Yoga Tab 3 cuenta con 16 GB de almacenamiento (11 disponibles para el usuario), una capacidad que, para muchos, se puede quedar corta, sobre todo si pensamos que una tablet es un dispositivo diseñado para la descarga de contenido multimedia y de juegos. Por este motivo, Lenovo ha incluido una ranura para insertar una tarjeta microSD que permita al usuario disfrutar de 128 GB adicionales (la Yoga Tablet 2 sólo ampliaba hasta 64 GB).

En cuanto a las conexiones, esta tableta cuenta con WiFi, Bluetooth 4.0, acelerómetros, microUSB 2.0 y GPS con GLONASS, además de existir también una versión con 4G LTE. No obstante, nos llama la atención la ausencia de un chip NFC, una tecnología interesante pero que, todavía, no se ha asentado en el mundo de las tablets.

¿Debería comprar la Lenovo Yoga Tab 3?

La Lenovo Yoga Tab 3 debería estar entre tus candidatas si lo que buscas es una tablet diferente, con un diseño muy práctico y funcional. Asimismo, si vas a emplear este dispositivo para el desarrollo de tareas básicas o profesionales y no quieres aflojar en exceso tu bolsillo, entendemos que, por su comodidad de uso, la Yoga Tab 3 te fascinará. En cualquier caso, también somos conscientes de que, por precios muy similares, puedes encontrar otras mejores, por lo que te recomendamos que eches un vistazo a la Google Nexus 7.

Continúa leyendo...

Tu valoración sobre Lenovo Yoga Tab 3