Los 4 Mejores Televisores Baratos de 2016 | Comparativa

Creada por Fran Rodríguez Quiñones
Actualizada el 08-12-2015

Si tienes previsto comprar una TV barata, pero te abruma la gran cantidad de opciones disponibles en el mercado, no te preocupes: en ValorTop hemos elaborado una completa comparativa de los mejores televisores baratos de 2016, en la cual podrás encontrar los análisis más detallados, las opiniones de los usuarios y las ofertas más atractivas, además de la guía de compras más completa. ¡No te la pierdas y toma la mejor decisión!

Más popular

289,00 €



260,79 €
Formatos compatibles avi, mkv, asf, wmv, mp4, 3gp, vro, mpg, mpeg, ts, tp, trp, m2ts, mts, divx mpg, mpeg, vob, vro, mp4, asf, wmv, 3gp, 3g2, mkv, mov asf, wmv, divx, avi, ts, trp, tp, mts, m2ts, vob, mp4, m4v, mov, mkv, mpg, mpeg, mpe, dat, flv, 3gp, 3gp2 mpg, mpeg, dat, vob, mkv, mp4, 3gp, avi, mov, flv, divx, asf
Etiqueta energética A+ A+ A (32") | A+ (resto de tamaños) A+ (24" y 32") | A++ (40” y 48”)
Función de grabación (en disco duro externo)
Conexiones HDMI (x2), USB (x2), Componentes, AV, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+ HDMI (x2), USB (x2), Componentes, AV, Euroconector, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+, WiFi, DLNA, Miracast HDMI (x2), USB (x1), Componentes, AV, Euroconector, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+ HDMI (x2), USB (x1), Euroconector, VGA, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+
Sintonizador DVB-T / C DVB-T / C DVB-T / C DVB-T
Resolución Full HD (1920 x 1080) HD Ready (1366 x 768) Full HD (1920 x 1080) 24" y 32": HD Ready (1366 x 768) | 40” y 48”: Full HD (1920 x 1080)
Peso 4,6 kg | 7,5 kg | 11,4 kg 5,8 kg 6 kg | 9 kg | 13,8 kg -
Tamaño 32" | 40" | 48” 32" 32" | 42" | 55” 24" | 32" | 40” | 48”
Smart TV
Tasa de refresco (real) 50 Hz 50 Hz 50 Hz 50 Hz
Tasa de refresco (con tecnología de mejora) 200 Hz (PQI) 100 Hz (Motionflow) 300 Hz (PMI) 200 Hz (RMR)
3D No No No No
Tipo de panel LED plano LED plano LED plano LED plano
289,00 €
260,79 €
J5100

Samsung J5100

Con su J5100, Samsung continúa por la buena senda que ya marcó el año pasado con el H5000 en el segmento de los televisores low-cost: la senda de la relación calidad-precio. Se trata de un modelo muy básico, que no posee florituras ni extras como, por ejemplo, funciones Smart TV, 3D o conexión a Internet, pero que mantiene un buen nivel en lo más esencial: la calidad de imagen.

Así, el J5100 puede presumir de un destacable ratio de contraste, con negros más profundos de lo que uno se podría esperar de una televisión Full HD tan económica, y de colores vivos, correctamente saturados y fieles a la realidad. Su panel, además, es muy poco reflectante y esquiva eficazmente problemas como el clouding, muy presentes en otros modelos. Ciertamente, no todo es perfecto (la tasa de refresco, por ejemplo, podría ser más alta), pero, por su precio, estamos hablando de la mejor alternativa que ofrece el mercado a día de hoy.

289,00 €

KDL-32R500C

Sony KDL-32R500C

Con su KDL-32R500C, Sony hace una apuesta interesante: la de ofrecer un televisor con funciones Smart TV por menos de 350 euros. La propuesta, sin duda, resulta de lo más atractiva, máxime cuando va acompañada de un panel que proporciona una correcta calidad de imagen. Entonces… ¿dónde está el ‘truco’? Simplemente, en los sacrificios que la compañía japonesa ha tenido que realizar en este modelo para llegar a un precio tan jugoso.

Para empezar, la televisión no es Full HD, sino HD Ready (1366 x 768 píxeles), una resolución inferior a los estándares de hoy en día. Y, además, la tasa de refresco de la TV (50 Hz) no es, precisamente, para tirar cohetes, siendo perceptible el ghosting cuando se dan transiciones rápidas. Pero, la verdad, a pesar de esas taras, y teniendo en cuenta que sus virtudes son más numerosas (correctos niveles de contraste, colores fielmente reproducidos, aceptables ángulos de visión, pantalla poco reflectante…), creemos que este modelo de la compañía japonesa proporciona un buen valor por poco dinero. Si lo que buscas es una segunda unidad, es decir, un televisor para tu habitación o para un cuarto de invitados, el KDL-32R500C es digno de tu consideración.


LF5610

LG LF5610

El LG LF5610 es uno de los televisores más baratos de este año. Su versión de 32 pulgadas, de hecho, no alcanza siquiera los 300€, por lo que se trata, a priori, de una de las opciones más atractivas para todo aquel que disponga de un presupuesto muy ajustado. Si, además, te contamos que su panel IPS ofrece una resolución Full HD (1920 x 1080 píxeles), unos colores vivos y realistas y unos amplios ángulos de visión, es muy probable que esta propuesta de LG esté empezando a resultarte muy interesante.

Pero, por desgracia, nadie da duros a cuatro pesetas… y el LF5610 también posee unos mediocres niveles de contraste (con negros muy poco profundos que, más bien, parecen grises) y una pantalla que refleja más de lo que nos gustaría, además de padecer problemas como el ghosting, el clouding o el banding. En lo que a relación calidad-precio se refiere, sin duda diríamos que este televisor mantiene un más que correcto equilibrio…, pero los modelos low-cost de Samsung y Sony son más fuertes este año.


C300

Panasonic C300

En un mercado en el que la competencia de precios es cada vez más feroz, Panasonic, con su C300, se muestra como una de las marcas más agresivas. Sí, estamos hablando de un televisor, no ya barato, sino muy barato… Pero también –ya te lo decimos desde el principio– se trata del modelo más flojo de nuestra comparativa. Y es que su calidad de imagen presenta notables taras, como son su mediocre ratio de contraste (con negros muy poco profundos), su discreto trato de las imágenes en movimiento (con aparición frecuente del efecto ghosting) y la presencia de problemas como el clouding o el banding. Estamos hablando, por lo tanto, de un televisor que sólo satisfará a los menos exigentes, pero al que quizá algún que otro usuario, a tenor de su bajo coste, vea como una compra interesante.

260,79 €
#1
289,00 €
Potencia altavoces 10 W + 10 W
Control por movimiento (con mando) No
Control por gestos No
Control por voz No
Formatos compatibles avi, mkv, asf, wmv, mp4, 3gp, vro, mpg, mpeg, ts, tp, trp, m2ts, mts, divx
Etiqueta energética A+
Conexiones HDMI (x2), USB (x2), Componentes, AV, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+
Sintonizador DVB-T / C
Resolución Full HD (1920 x 1080)
Peso 4,6 kg | 7,5 kg | 11,4 kg
Tamaño 32" | 40" | 48”
Tasa de refresco (real) 50 Hz
Tasa de refresco (con tecnología de mejora) 200 Hz (PQI)
3D No
Tipo de panel LED plano
Potencia altavoces 5 W + 5 W
Control por movimiento (con mando) No
Control por gestos No
Control por voz No
Formatos compatibles mpg, mpeg, vob, vro, mp4, asf, wmv, 3gp, 3g2, mkv, mov
Etiqueta energética A+
Conexiones HDMI (x2), USB (x2), Componentes, AV, Euroconector, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+, WiFi, DLNA, Miracast
Sintonizador DVB-T / C
Resolución HD Ready (1366 x 768)
Peso 5,8 kg
Tamaño 32"
Tasa de refresco (real) 50 Hz
Tasa de refresco (con tecnología de mejora) 100 Hz (Motionflow)
3D No
Tipo de panel LED plano
Potencia altavoces 10 W + 10 W
Control por movimiento (con mando) No
Control por gestos No
Control por voz No
Formatos compatibles asf, wmv, divx, avi, ts, trp, tp, mts, m2ts, vob, mp4, m4v, mov, mkv, mpg, mpeg, mpe, dat, flv, 3gp, 3gp2
Etiqueta energética A (32") | A+ (resto de tamaños)
Conexiones HDMI (x2), USB (x1), Componentes, AV, Euroconector, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+
Sintonizador DVB-T / C
Resolución Full HD (1920 x 1080)
Peso 6 kg | 9 kg | 13,8 kg
Tamaño 32" | 42" | 55”
Tasa de refresco (real) 50 Hz
Tasa de refresco (con tecnología de mejora) 300 Hz (PMI)
3D No
Tipo de panel LED plano
260,79 €
Potencia altavoces -
Control por movimiento (con mando) No
Control por gestos No
Control por voz No
Formatos compatibles mpg, mpeg, dat, vob, mkv, mp4, 3gp, avi, mov, flv, divx, asf
Etiqueta energética A+ (24" y 32") | A++ (40” y 48”)
Conexiones HDMI (x2), USB (x1), Euroconector, VGA, jack audio, salida óptica, entrada RF, ranura CI+
Sintonizador DVB-T
Resolución 24" y 32": HD Ready (1366 x 768) | 40” y 48”: Full HD (1920 x 1080)
Peso -
Tamaño 24" | 32" | 40” | 48”
Tasa de refresco (real) 50 Hz
Tasa de refresco (con tecnología de mejora) 200 Hz (RMR)
3D No
Tipo de panel LED plano

Guía y consejos para comprar un televisor

Si estás pensando en comprar un televisor, es más que probable que te encuentres abrumado. Los tecnicismos abundan, cada fabricante lanza decenas de modelos distintos al año y, a menudo, obtener la información más importante para poder elegir con conocimiento de causa resulta harto complicado. En ValorTop estamos dispuestos a adquirir un compromiso: ayudarte a que vivas una experiencia de compra mucho más sencilla y placentera. Y, para conseguirlo, te vamos a contar todo lo que has de saber para que tomes decisión más adecuada. Sigue leyendo nuestra guía de compras y descubre cuáles son los aspectos clave que debes considerar a la hora de escoger el mejor televisor para ti.

Tipo de uso y rango de precios

Las dos primeras preguntas que te debes hacer son muy claras:

  • ¿Para qué voy a usar la televisión?
  • ¿Cuánto dinero me puedo/quiero gastar?

La primera pregunta, en realidad, está muy ligada a la segunda. Porque si sólo quieres una TV sencilla para ver los programas y poco más, tu nivel de exigencia no será muy alto y podrás marcarte un presupuesto realmente ajustado (hoy en día, por suerte, hay televisores más que decentes por muy poco dinero). Pero si quieres un fantástico equipo todoterreno, con el que ver la tele, reproducir todo tipo de archivos multimedia (incluso de forma inalámbrica), jugar a videojuegos, ver películas en 3D y conectarte a Internet para disfrutar con el contenido de sitios tipo Wuaki o Netflix, no te quedará más remedio que rascarte un poquito más el bolsillo y, desde luego, ser mucho más minucioso en tu elección. Por lo tanto, piensa en el tipo de uso que le vas a dar a tu televisor y, a partir de ahí, siendo realista, márcate un presupuesto máximo. En ValorTop hemos elaborado 7 comparativas diferentes, cada una con una selección de modelos adecuada a los distintos niveles de exigencia:

Opciones para todos los gustos: seguro que en alguna de nuestras comparativas encuentras justo el modelo que andas buscando. Pero, antes de tomar tu decisión… es probable que necesites más ayuda. ¡Continuamos, pues, con nuestra guía de compras!

¿Cómo escoger el tamaño ideal?

La pregunta del millón: en general, todos queremos tener un televisor enorme, pero muchas veces estamos limitados por el tamaño de nuestro salón. La verdad es que en ValorTop somos de los que pensamos que es mejor pecar un poquito por exceso que por defecto: una tele de, por ejemplo, 50”, puede parecer gigante al principio, pero es increíble lo rápido que uno se acostumbra al gran tamaño cuando lo disfruta. Dicho esto, pasamos a detallar las recomendaciones de la SMPTE (Society of Motion Picture & Television Engineers), que son una fantástica referencia. Básicamente, el consejo de la prestigiosa organización es que te coloques a una distancia mínima de 2 veces el ancho de la pantalla, y máxima de 5 veces, lo cual, traducido a números, arroja las siguientes cifras:

  • 32”: de 1,44m a 3,60m
  • 37”: de 1,66m a 4,16m
  • 40”: de 1,80m a 4,50m
  • 42”: de 1,89m a 4,72m
  • 46”: de 2,07m a 5,17m
  • 50”: de 2,25m a 5,62m
  • 55”: de 2,53m a 6,18m
  • 60”: de 2,70m a 6,75m
  • 65”: de 2,92m a 7,31m

Con estas referencias, no tienes más que medir la distancia que hay entre el mueble o pared en el que reposará tu televisión, y tu sofá. Nuestro consejo es que tomes como referencia las distancias mínimas recomendadas y, si puedes, te compres la televisión que, acorde con esa distancia, sea lo más grande posible.

Tipos de televisores

Aunque, a día de hoy, los tipos de paneles que dominan el sector son los LCD-LED (con presencia en la inmensa mayoría de las televisiones del mercado), también es posible encontrarse con más tecnologías. Te contamos en qué consiste cada una, además de sus ventajas y desventajas:

  • Plasma: Es la tecnología más veterana dentro de los televisores de pantalla plana, habiendo, incluso, muchos usuarios que relacionan, erróneamente, ambos términos (plasma y pantalla plana) como si fuesen lo mismo. Este tipo de televisores funciona con una mezcla de gases nobles que, a través de una pequeña corriente eléctrica, se convierte en un plasma que emite luz. Las ventajas de las pantallas de plasma residen en sus fantásticos ángulos de visión, su inexistente tiempo de respuesta (algo que evita el efecto “estela” o “fantasma”), sus buenos índices de contraste y sus colores realistas, mientras que sus desventajas están en su elevado consumo, el alto calor que desprenden, la degeneración progresiva de su calidad de imagen, su tendencia a reflejar demasiado y el “efecto quemado” (imágenes fijas que se pueden quedar sobrescritas en la pantalla al permanecer en ella durante mucho tiempo, como por ejemplo el logo de un canal de televisión). Hoy día, se fabrican muy pocas pantallas de plasma. Puedes descubrir más sobre esta tecnología en este enlace.
  • LCD-LED: Las pantallas LCD con retroiluminación LED son las más habituales en los televisores a día de hoy. En esta tecnología se utilizan diodos emisores de luz (o LED) para generar las imágenes, y sus principales ventajas radican en su bajo consumo, su larga esperanza de vida, los pocos reflejos que muestran y en lo delgados y ligeros que resultan los televisores que la utilizan, sin olvidar el poco calor que estos emiten. Como desventajas, hay que mencionar el mayor tiempo de respuesta, la menor fidelidad de los colores (más fríos y artificiales) y la inferior relación de contraste que suelen presentar los paneles LED con respecto a las pantallas de plasma, además del “efecto clouding” que muestran ciertos modelos. Si quieres, puedes leer más sobre esta tecnología aquí
  • OLED: La tecnología OLED es la más moderna de las tres, y se basa en diodos orgánicos que son capaces de generar y emitir luz por sí mismos. Es la evolución natural de las pantallas LED: los televisores que utilizan paneles OLED son aún más delgados y ligeros, y mejoran en casi todo a las anteriores tecnologías, al lograr espectaculares ratios de contraste (con negros mucho más puros), enormes niveles de brillo, amplísimos ángulos de visión, índices de respuesta muy veloces y al presentar una alta flexibilidad. Sus desventajas estriban en su baja durabilidad (inferior a la de las TV LED), su poca resistencia a la humedad y, sobre todo, su precio, prohibitivo para la mayoría de los usuarios a día de hoy. Puedes averiguar más sobre esta tecnología en este enlace.

Resolución

Muchos usuarios pueden confundirse con las diferentes nomenclaturas que se utilizan para describir la nitidez de los televisores de alta definición (HD). Estas son las que te encontrarás en el mercado, ordenadas de menor a mayor resolución:

  • HD Ready:        1366 x 768 píxeles
  • Full HD:            1920 x 1080 píxeles
  • Ultra HD (4K):  3840 x 2160 píxeles

En la actualidad, los televisores Full HD son los más habituales, quedando la resolución HD Ready sólo para los modelos más baratos (gama baja) y la 4K para las televisiones de gama alta (frecuentemente muy costosas).

Calidad de imagen

Evidentemente, no todo es la resolución cuando se trata de valorar la calidad de imagen de un televisor. Existen otros factores que habrás de considerar antes de tomar tu decisión: hablamos de la fidelidad en la reproducción de los colores, los tonos negros, el contraste, el brillo, los ángulos de visión, los reflejos que muestre la pantalla y la facilidad para calibrar la imagen a nuestro gusto. No te preocupes: en nuestros análisis en profundidad de cada televisión te hablamos de todos estos aspectos, para que tengas toda la información necesaria para elegir.

Tasa de refresco

La tasa de refresco es un término que hace referencia a la cantidad de fotogramas por segundo que es capaz de mostrar un televisor. Se mide en Hertzios, y los valores superiores van acompañados de una mayor suavidad en el movimiento de la imagen, algo que se puede percibir especialmente en escenas con transiciones rápidas (como, por ejemplo, en partidos de fútbol o películas de acción).

En el mercado te encontrarás con 3 tipos de paneles: de 50, 100 o 200 Hz. No obstante, todos los fabricantes utilizan software de mejora de imagen, gracias al cual incrementan, sobre el papel, dichas tasas de refresco, mediante la inclusión de nuevos fotogramas artificiales entre los reales. Se trata de una práctica con finalidad más publicitaria que de mejora real de la imagen, ya que muchos usuarios pueden ser atraídos por supuestas velocidades de refresco de 400, 800 o incluso 1600 Hz, pero lo más conveniente es que valores las tasas de refresco reales y no las potenciadas o artificiales, ya que son las primeras las que determinan con más precisión la fluidez de las transiciones de las imágenes.

Por desgracia, algunas marcas ni siquiera anuncian la tasa real de refresco, y prefieren comunicar sólo la artificial, detallando el nombre de la tecnología de mejora correspondiente detrás de la palabra “Hertzios”. Así es como las diferentes marcas denominan sus tecnologías:

  • Samsung: Clear Motion Rate (CMR)
  • LG: Motion Clarity Index (MCI)
  • Sony: MotionFlow
  • Panasonic: Backlight Scan (BLB)
  • Philips: Perfect Motion Rate (PMR)

En nuestras reviews, te detallamos ambas tasas de refresco de cada televisor: la real y la artificial. Te aconsejamos que tengas más en cuenta la primera que la segunda. Y, en el caso de que quieras saber más sobre el tema, échale un vistazo a este artículo (en inglés) de Rtings: incluye una útil tabla en la que se pueden ver, por marcas, todos los valores artificiales convertidos a las velocidades de refresco reales.

3D: ¿activo o pasivo?

La capacidad para reproducir contenido en 3D es una característica presente en muchos televisores de gama media y en todos los de gama alta. Una gran parte de los usuarios le da poca importancia a dicha característica, ya que, a día de hoy, no existe demasiado contenido en 3D: algunas películas y poco más. No obstante, los más exigentes sí que querrán disfrutar de la tecnología 3D, que se presenta en dos modalidades diferentes: el 3D activo y el 3D pasivo. En ambos sistemas, el efecto 3D se logra “engañando” a nuestra vista, pero cada tecnología lo hace de manera diferente. Éstas son las diferencias, ventajas y desventajas de los sistemas activo y pasivo:

  • 3D activo: Reconocerás este sistema porque es en el que se emplean gafas con batería incorporada, bastante gruesas y pesadas. En el 3D activo, la televisión reproduce a gran velocidad (120 Hz como mínimo) distintos fotogramas, unos para el ojo derecho y otros para el izquierdo. Las gafas, sincronizadas con la imagen que envía la televisión, parpadean para conseguir que el ojo derecho no vea las imágenes destinadas al izquierdo y viceversa. Dicho parpadeo se produce tan rápido que es imperceptible para el cerebro humano, el cual, al procesar los fotogramas, interpreta como una sola imagen lo que en realidad son dos, creando un efecto tridimensional. La  principal ventaja de este sistema es que, con él, disfrutas de la resolución nativa del panel, mientras que las desventajas están en la incomodidad y el elevado precio de las gafas activas y, sobre todo, en las molestias que el parpadeo puede ocasionar a algunos usuarios, a los que, pasados unos minutos, se les cansa la vista fácilmente.
  • 3D pasivo: En este sistema se utilizan unas gafas mucho más finas y ligeras que no precisan ningún tipo de batería. En una tele con 3D pasivo se reproducen, al mismo tiempo, dos imágenes distintas, alternadas vertical u horizontalmente en la pantalla. Lo que hacen las lentes de las gafas es bloquear una de las imágenes en cada ojo, provocando que nuestro cerebro procese la información que le llega desde el ojo derecho y el izquierdo como una sola imagen tridimensional. Las ventajas de esta tecnología radican en su mayor comodidad de uso, su mejor precio y lo poco que cansa la vista. Sin embargo, las imágenes pierden resolución con respecto al 3D activo, siendo esa su principal desventaja.

La elección de una u otra modalidad es muy personal, ya que a algunas personas les afecta más que a otras el parpadeo del 3D activo, por lo que resulta altamente recomendable que pruebes ambos sistemas antes de dar el paso y comprar tu televisor. En el caso de que no puedas hacerlo, nuestro consejo es que te inclines por el 3D pasivo: se pierde resolución, pero es un sistema que proporciona una experiencia más suave y relajada para nuestra vista que la ofrecida por la modalidad activa.

Conectividad

Otro aspecto a tener en cuenta a la hora de comprar un televisor es el paquete de conectividad que éste incorpore. La conexión HDMI se ha estandarizado y prácticamente todas las televisiones la incluyen, pero, si bien en algunas ocasiones sólo encontrarás una entrada de este tipo, existen modelos que están dotados de hasta 4. Obviamente, la importancia de este apartado depende de la cantidad de dispositivos externos (reproductores de Blu-ray, consolas de videojuegos…) que pretendas conectar.

La conexión por componentes (también HD) y las más clásicas AV o SCART (Euroconector) van perdiendo presencia, pero siguen existiendo televisores que las incorporan, mientras que las entradas USB están a la orden del día: gracias a dichas entradas, podrás conectar pendrives o discos duros externos y reproducir archivos multimedia que tengas almacenados en ellos. Algunos modelos también poseen la capacidad de grabar las emisiones televisivas a través de un dispositivo de almacenamiento externo enchufado vía USB, por lo que, si te interesa esta característica, asegúrate de que tu TV la incluye.

La ranura CI (Common Interface) también es habitual en los televisores modernos: es la que te permite insertar una tarjeta con la que disfrutar de televisión de pago (en España, por ejemplo, los socios del conocido canal deportivo “Gol Televisión” deben utilizar este tipo de tarjetas). Y, en plena era internauta, muchos usuarios demandan que su TV tenga capacidad para conectarse a la red de redes: algunos televisores vienen provistos de puerto Ethernet, mientras que otros incorporan conexión Wi-Fi.

Existen televisiones, asimismo, que son capaces de reproducir el contenido que tengamos almacenado en dispositivos externos (por ejemplo, nuestro ordenador, tablet, smartphone…) de manera inalámbrica, utilizando tecnologías como DLNA o Miracast. Una característica la mar de útil que gran parte de los usuarios seguro aprecia.

Otras características a considerar

Hay otras características que, en mayor o menor medida, tienen importancia para muchos usuarios. Se trata de las siguientes:

  • Diseño: Seguramente éste no es el apartado más relevante a la hora de escoger un televisor, pero tampoco es un asunto baladí. Al fin y al cabo, la tele va a adornar tu salón durante unos cuantos años, por lo que es conveniente que te sientas a gusto con su aspecto, por no hablar de las ventajas de contar con un modelo delgado y ligero.
  • Smart TV: Un Smart TV (o televisor inteligente) es el que incorpora un sistema operativo que nos permite hacer uso de diversas aplicaciones y conectarse a Internet. Normalmente, este tipo de televisiones incluye un navegador para surfear por la red como si de un ordenador se tratara, y ofrece la posibilidad de acceder a servicios que ofrecen vídeo bajo demanda (tipo Wuaki), así como a redes sociales o YouTube, entre otros. La importancia de esta característica depende del tipo de uso que le pretendas dar a tu televisor.
  • Sintonizador: Toda tele incorpora un sintonizador para que puedas recibir la señal de los diferentes canales. Los sintonizadores del tipo “DVB-T” son los más comunes hoy día, al ser los que permiten ver la TDT actual, pero ya existen televisores que incluyen el “DVB-T2”, un nuevo estándar que se empezará a extender en Europa a partir de 2016. Sería conveniente que tu nuevo TV incluyera un sintonizador de ese tipo, para no tener que depender de uno externo en un futuro. Las siglas “DVB-C” y “DVB-S”, por su parte, hacen referencia a la capacidad para recibir señal de televisión por cable y vía satélite.
  • Calidad de sonido: En las televisiones de pantalla plana, rara vez te encontrarás con una calidad de sonido excelente. Lo habitual, de hecho, es lo contrario, por lo que tu nivel de exigencia en este aspecto no debe ser especialmente alto. En el caso de que quieras disfrutar de un sonido realmente bueno, no te quedará más remedio que hacerte con un dispositivo externo (barra de sonido, sistema Home Cinema…) que  te permita mejorar la experiencia.
  • Mando a distancia: Seguramente no estemos hablando de un aspecto clave, pero actualmente puedes encontrar televisores que incorporan control por voz o por gestos, o un control remoto simplificado que funciona por movimiento (parecido al mando de la Wii). Se trata de añadidos que mejoran la experiencia, y que a algunos usuarios les encantarán.
  • Consumo energético: No está de más echarle un vistazo al consumo de cada televisor, para ahorrarte unos cuantos euros en la factura energética y, sobre todo, para respetar lo máximo posible al medio ambiente. Una buena referencia para averiguar la eficiencia de cada modelo es la etiqueta energética, que todas las TV incluyen.

Términos que debes conocer sobre el mundo de los televisores

Si empiezas a buscar información sobre televisiones, te encontrarás con diversos términos (normalmente, anglicismos) que probablemente desconozcas. A continuación te explicamos el significado de los más comunes:

  • Clouding: Se utiliza este término para referirse a un fenómeno bastante común de las televisiones LED: en algunas ocasiones, es posible que aparezcan manchas blanquecinas en la pantalla, con forma de nube, generalmente en las esquinas. Este efecto, a menudo, sólo es ligeramente perceptible cuando se están reproduciendo imágenes muy oscuras (eso es lo normal y no resulta especialmente molesto), pero existen paneles en los que el clouding es mucho más pronunciado y afecta sensiblemente a la calidad de imagen. Algunos modelos presentan muy pocas unidades con este problema, mientras que en otros las posibilidades de que te toque un panel afectado son mucho mayores. Nuestro consejo: huye de los modelos en los que se haya hecho público un gran número de casos de clouding (en nuestras reviews hablaremos del tema, en el caso de que nos hayan llegado dichas informaciones).
  • Banding: En algunos televisores LED, cuando estamos viendo una escena de acción o un deporte con movimientos rápidos de cámara (por ejemplo, un partido de fútbol), es posible apreciar, durante esas transiciones, unas bandas verticales de color algo más oscuro que el resto de la pantalla. Si planeas ver multitud de partidos de fútbol en tu televisión, es importante que ésta no se vea demasiado afectada por dicho problema.
  • Ghosting: Al igual que el banding, el ghosting es un fenómeno que aparece en transiciones rápidas. En los televisores que padecen este problema, es posible observar una estela tras un objeto que se esté desplazando (por ejemplo, el balón en un partido de fútbol, o los personajes de una película en una escena de acción), creando un molesto “efecto fantasma”. Las televisiones con una tasa de refresco baja son mucho más susceptibles de sufrir este problema.
  • Input lag: El input lag de un televisor es el tiempo que pasa desde que una imagen es generada por una fuente externa (por ejemplo, una consola de videojuegos) hasta que dicha imagen aparece en la pantalla. Se mide en milisegundos (ms), y es un dato importante para los gamers, ya que un valor demasiado alto supone que algunos juegos resultarán injugables, al existir un retardo importante desde que das la orden con el mando hasta que ésta se ejecuta en la pantalla. Lo ideal es que, en “modo juego” (presente en casi todos los televisores), el input lag esté por debajo de los 50ms.

Nomenclaturas que utilizan las principales marcas

El nombre de un modelo de televisor se suele parecer a, por ejemplo, “KDL-32R410B”. Esto es algo que, desde luego, no hace sencillo para el usuario identificar una TV, pero todos y cada uno de los dígitos utilizados por los fabricantes tienen un significado concreto. A continuación te contamos cuál es dicho significado en las marcas más populares, para que tengas muy claro qué es lo que estás comprando cuando adquieres una televisión.

Televisores Samsung

Un televisor Samsung presenta un nombre como el siguiente: “UE46H7000”. Esto es lo que significa cada uno de los caracteres:

1) Las primeras dos letras hacen referencia a la zona geográfica para la cual el televisor ha sido producido:

  • UE: Unión Europea
  • UN: América
  • UA: Asia

2) Los dos siguientes dígitos son el tamaño de la pantalla (en el caso del ejemplo, 46 pulgadas)

3) El siguiente dígito indica el año de fabricación del televisor:

  • J: 2015
  • H: 2014
  • F: 2013
  • ES: 2012

4) Los 4 últimos números hacen referencia a la gama del televisor, siendo los valores superiores correspondientes a modelos de gama alta que incluyen más y mejores características. El rango está entre 4000 (televisiones más modestas) y 9000 (modelos premium).

5) En algunos modelos, Samsung añade al final de la nomenclatura dos dígitos más, para indicar el país concreto al que se dirige el televisor (XC, por ejemplo, corresponde a España).

Televisores LG

Una televisión LG tiene una nomenclatura del tipo “49UB850V”. Éste es su significado:

1) Los primeros dígitos son, evidentemente, el tamaño de la tele (49 pulgadas en este caso).

2) El siguiente dígito hace referencia al tipo de panel que incorpora el televisor:

  • L: HD Ready o Full HD
  • U: Ultra HD (4K)
  • E: Panel OLED

3) Acto seguido, viene la letra que indica el año de fabricación del modelo:

  • F: 2015
  • B: 2014
  • A/N: 2013

4) Los tres números que van a continuación hacen referencia al modelo en sí. Los valores más bajos se acercan al 400, y los más altos al 900, siendo un número superior sinónimo de una gama más alta.

5) El último dígito indica si se trata de un modelo para el mercado europeo (V) o americano (0). 

Televisores Sony

En las televisiones Sony, verás nomenclaturas parecidas a “KDL-32R410B”. Desgranamos su significado:

1) Las primeras 3 letras hacen referencia a la resolución del panel:

  • KDL: HD Ready o Full HD
  • XBR: Ultra HD (4K)

2) Los dos siguientes dígitos indican el tamaño de la pantalla (32 pulgadas en nuestro ejemplo)

3) El siguiente dígito señala una de las siguientes cosas:

  • R: Modelo sin Smart TV
  • W: Modelo Full HD con Smart TV
  • X: Modelo 4K
  • S: Modelo 4K con pantalla curva

4) Los siguientes tres dígitos hacen referencia al modelo en sí. Se mueven entre unos valores de 400 y 900, siendo los superiores correspondientes a televisores de gama más alta.

5) El último dígito indica el año de fabricación del televisor:

  • C: 2015
  • B: 2014
  • A: 2013
Televisores Panasonic

Como ejemplo para explicar el significado de la nomenclatura utilizada por Panasonic, utilizaremos el modelo “TX-32AS500E”.

1) Los dos primeros dígitos hacen referencia a la zona geográfica para la que ha sido fabricado el televisor:

  • TX: Europa
  • TC: América

2) A continuación, el tamaño de la TV (32” en nuestro ejemplo).

3) El siguiente dígito indica el año de fabricación del modelo:

  • C: 2015
  • A: 2014

4) Acto seguido, verás otra letra en todos los casos excepto si se trata de un televisor HD Ready. Esto es lo que significa dicha letra:

  • S: Televisor Full HD
  • X: Televisor 4K (Ultra HD)
  • R: Televisor 4K curvo

5) Los siguientes 3 números hacen referencia a la serie a la que pertenece el modelo. El valor se sitúa entre 300 y 800 y, a mayor número, más alta es la gama del televisor.

¿Cuál es el mejor momento para comprar un televisor?

Todas las marcas acostumbran a lanzar nuevos modelos cada año. Dichos lanzamientos suelen producirse en primavera y, frecuentemente, los televisores tienen, durante sus primeros meses de vida, un precio más elevado del deseable. Nuestro consejo, por lo tanto, es que aproveches los meses posteriores al lanzamiento de los nuevos modelos para hacerte con uno de los del año anterior, ya que la evolución de la tecnología, de un año a otro, no suele ser espectacular (simplemente se van mejorando ciertos detalles) y te podrás ahorrar una buena cantidad de dinero. No obstante, si quieres hacerte con un modelo del año en vigor, para poder disfrutar de lo último de lo último, ten en cuenta que las compañías suelen reducir sensiblemente los precios de los televisores tras su primer semestre de vida, por lo que, en el último cuarto del año, podrás encontrar buenas ofertas de los televisores más actuales.

En nuestras comparativas, te recomendaremos las opciones más interesantes del mercado en cuanto a su relación calidad-precio: verás modelos de este año y también modelos del año anterior, justamente los que nosotros consideramos que te pueden aportar más valor por el dinero que se invierte en ellos.

Muy bien, ¡ahora ya estás totalmente preparado para tomar la mejor decisión! ¡Elige sabiamente y disfruta de tu televisor!

Añadir un comentario

Comentarios

Rafael Palma 31-10-2015 Me ha sido muy util estos consejos estoy por comprarme uno y solo tenia en mente la atraccion, tamano y calidad de imagen, gracias a esta pagina puedo seleccionar mi preferencia ademas estoy en un pais asiatico y tenia mis dudas de las frecuencias q puedan ser vista el tv en america ya estoy a punto de partir a mi pais y era ultimo que pensaba comprar para mi casa por poco pierdo, ahora estoy mas preparado para la compra, saludos
Javi 23-01-2016 Muy útil y práctica. Una pregunta, la diferencia entre el Samsung EU32J5500 y el UE32J5570 dicen que sólo es el sintonizador dvb-s2 del segundo, ¿ésto qué implica? Os agradecería que me contestaseis a mi dirección de correo. Gracias y enhorabuena por la página.
Fran ValorTop minilogo 25-01-2016 Hola Javi, muchas gracias por tu comentario. DVB-S2 es el nombre que recibe el sintonizador de satélite. La diferencia con respecto al DVB-S normal es que con el primero se pueden sintonizar los canales en HD y SD vía satélite (sin necesidad de ningún sintonizador externo), mientras que con el segundo sólo puedes sintonizar los SD.

¡Un saludo!
paco 05-02-2016 Buenas estoy mirando que televisor me compro y como vosotros bien habeis comentado es muy dificil principalmente por que no tenemos ni idea de nada.. (solo del tamaño que queremos) por eso yo quiero daros las gracias por haber explicado todo al detalle y de manera sencilla de entender
Ahora si estoy mas informado y podre entender lo que los fabricantes dicen el año de fabricacion etc gracias la verdad es que ayudais muchisimo seguir asi
Pol 05-03-2016 Hola ha sido un placer leer vuestro artículo, pero tenía en mente apostar por un Phillips y no lo destacáis. ¿No lo consideráis entre los mejores? Además por todo lo que llevo visto y leído la diferencia entre el 4K y el full hd no se aprecia para el ojo humano sino es a partir de pantallas de 100", ¿qué opináis? Gracias, saludos y seguid así...
ValorTop ValorTop minilogo 11-03-2016 Hola Pol. Disculpa por la tardanza en responderte, que ha sido debida a problemas técnicos. Si no hemos incluido un modelo de Philips en esta comparativa de televisores baratos es porque, siempre a nuestro parecer por supuesto, no ofrecía características tan destacadas de acuerdo a su precio como cualquiera de los 4 de la lista, siendo lo más importante para nosotros, pues a fin de cuenta se trata de televisores, los aspectos que afectan a la definición y la calidad de las imágenes.

Y en cuanto a la diferencia entre Full HD y 4K, ésta (aunque también se encuentre relacionada) no depende tanto del tamaño de la pantalla, como de la sensibilidad del ojo que contemple las imágenes. La resolución 4K ofrece hasta cuatro veces más información por pulgada que la Full HD, pero es totalmente cierto que hablamos ya de un nivel de detalle tan exquisito, tan "fino", que muchas personas apenas lo podrán apreciar en la mayoría de circunstancias. Un saludo

Elià 01-11-2016 Me ha sido muy util leer su post sobre las smart tv y las ofertas de televisiones que se hacen en el mercado. Yo he estado mirando televisores y los smart tv me parecen muy caros. Creo que lo mejor es esperar un tiempo antes de comprar un smart tv porque todavia son demasiado caros y seguro que dentro de unos años bajaran mucho de precio como suele suceder con toda la tecnologia. Ahora me estoy mirando los televisores td systems que los venden en carrefour y en https://www.tdtienda.es pero me gustaria saber su opinión sobre esta marca y si tienen una buena relación calidad precio. Muchas gracias !
francisco javier 16-12-2016 Mirar en esta tienda tienen descuentos de un 30% y en 24h en tu casa.
Muy contento con la compra :)

www.tdtienda.es
Marta 25-10-2017 Alguien ha probado www.preciobarato.es ???

saludos
Natalia 16-11-2017 Hola, he estado mirando esta lista de consejos https://www.giztele.com/tv-32-pulgadas-guia-mejores pero no termino de decidirme. ¿Merece la pena pagar un poco más por un Samsung, Sony o LG, o los Grundig también son buenas marcas? Gracias